PUBLICIDAD ONLINE

La publicidad digital es una estrategia de marketing que utiliza sitios web, aplicaciones móviles, correo electrónico, motores de búsqueda y redes sociales para promocionar productos y servicios.

En 2022, la publicidad digital continúa creciendo rápidamente, con más de $200 mil millones gastados en todo el mundo cada año.

Este es un resumen de algunas de las tendencias que impulsan el crecimiento de la publicidad:

Las plataformas de redes sociales como Facebook, Instagram, Twitter, YouTube y Google se están convirtiendo en lugares cada vez más populares para publicitar. A medida que los consumidores pasan más tiempo interactuando con estos sitios, las marcas descubren que pueden llegar a los clientes directamente a través de los anuncios que se muestran en estas plataformas.

Esta tendencia es especialmente cierta entre las audiencias más jóvenes, que tienden a preferir las plataformas de redes sociales a las formas tradicionales de publicidad. Según eMarketer, casi la mitad de todos los millennials de Estados Unidos entre 18 y 34 años, ahora ven contenido publicado en plataformas de redes sociales a diario.

Los dispositivos móviles continúan desempeñando un papel clave en el comportamiento del consumidor, y los anunciantes están respondiendo cambiando su inversión hacia los dispositivos móviles. Se prevé que la inversión en publicidad móvil supere la inversión de escritorio.

Según eMarketer, la inversión publicitaria móvil mundial creció un 23 % solo el año pasado, alcanzando los 26700 millones de dólares.

El video es otra área en la que los especialistas en marketing están invirtiendo fuertemente. De hecho, el video representó casi el 40 % de todo el gasto publicitario en pantallas digitales.

Y la publicidad en video está creciendo rápidamente.

Las aplicaciones también juegan un papel cada vez más importante en el proceso de compra. Se predijo que las descargas de aplicaciones superarían el tráfico del navegador web por primera vez y los usuarios de teléfonos inteligentes pasan más tiempo en las aplicaciones que en los navegadores.

Pero las aplicaciones no solo se usan para comprar; también se aprovechan con fines de entretenimiento. Por ejemplo, Netflix anunció recientemente planes para lanzar su propio canal de televisión, y los miembros de Amazon Prime pueden ver series y películas originales en sus teléfonos.

Las herramientas de análisis de datos permiten a las empresas recopilar información sobre las preferencias y los comportamientos de los clientes, lo que les permite dirigirse a grupos específicos de personas con mensajes personalizados.